Re-evolución

Por Lic. José Juan Barrientos Maya.

Cuánta ambición, sueños, ilusiones, fantasías  e ideas han acompañado al hombre desde su existencia, teorías evolucionistas hacen un tratado que  para algunos resulta  inverosímil  y para otros convence, nuestro tránsito por diversas especies vivas hasta llegar a ser lo complejo que es el ser humano parece inexplicable y poco necesario ponernos a reflexionar, simplemente existimos y eso parece que es lo único que importa.

¿Ser Humano? Si algo puede destacar  a la especie humana desde que se conoce la escritura, además de los descubrimientos, sin duda son las guerras, la especie humana ha destacado por su legado científico, por sus descubrimientos o por su capacidad de autodestrucción.

He decidido que el título de esta columna tenga una E más, en lugar de simplemente hablar de revolución, por una razón, no han importado las voces de oprimidos, los llantos de los pobres, los lamentos de los desprotegidos, las oraciones por tantos muertos caídos por causas e ideales que evocan a la justicia,  las cosas en México (y en el mundo) siguen empeorando sin haber revolucionado nada, siguen siendo los mismos que gritan y que claman la anhelada justicia social.

He leído que la lucha armada mexicana de 1910 dejó un gran costo humano, precisamente el dato de cuántos muertos fue el saldo de ese momento histórico no se tiene, pero como una investigación interesante que desarrolló Robert Mc Caa, a partir de los datos ofrecidos por 9 expertos en el tema, determina que fue entre 1.9 a 3.5 millones de defunciones que costó la llamada Revolución Mexicana, hay quienes clasifican este sangriento episodio como uno de los más terribles en una lista de 10 de el siglo XX.

Desde  los años primarios de mi educación, el dia 20 de Noviembre es un día festivo para los mexicanos, a través de las armas se obtuvieron “cambios” políticos y legales de gran relevancia para aquellos, que como  dijo don Mariano Azuela eran “los de abajo” los nombres de Zapata, Villa, Carranza, Madero, Henry Lane Wilson, Díaz, Bernardo Reyes,Huerta, Chinameca, Tierra y Libertad, Constitución, Campesinos, Sufragio Efectivo, No Reelección vienen a mi mente como los héroes de México, los villanos, lugares y los ideales.

La Revolución Mexicana en mi opinión, no cumplió sus cometidos, hemos vuelto a la reelección, las modificaciones a la Constitución recientemente han permitido la incursión de los capitales extranjeros en temas de principal importancia para la Soberanía Nacional como lo es el Petróleo y la energía eléctrica, en este año 2016 gobierna el país un Partido Político emanado de ese movimiento armado, es el turno de Peña Nieto a quien se le encargó las reformas estructurales y parece que se le olvidó la lucha armada de 1910.

Hace 10 años compré un compilado de la revista Porvenir, del número 133 al 144. en su parte inferior dice Lic. Carlos Sansores Pérez, el año con el que inicia este grupo de revistas es de febrero de 1976 es decir, yo tenía un par de meses de nacido y la Revolución Mexicana, había recién cumplido 65 años. Esta revista en lo personal me lleva a vivir un momento en el que publica lo declarado por el candidato del PRI en ese entonces José López Portillo en Michoacán, citando a Morelos “Que no podíamos ver tiempos mejores si no acercábamos la diferencia entre la opulencia y la miseria, ni menos si no se abatían privilegios, si no se instauraban tribunales de justicia en los que pudiera resolver para los pobres los abusos de los fuertes y arbitrarios”… “los acaparadores, los caciques y los latifundistas son una misma cosa, y contra ellos no queda sino declararles la guerra”, a partir de entonces siempre escuche a Expresidentes de la República, Gobernadores, y Munícipes emanados del PRI seguir pregonando el mismo discurso y el campo y los pobres siguen igual.

La Revolución ahora debe ser una Re evolución  Social Mexicana, debemos aprender de lo ya vivido, las armas deben ser el último camino para cambiar un estatus social, en cada batalla hay un vencedor y un vencido, siempre habrá rencor y venganza, me he cansado de ver notas rojas y amarillistas, en algún momento han generado mi desánimo pensando que nada puedo hacer por cambiar, debemos volver a las aulas y a las familias a recuperar valores que dieron inicio a las sociedades organizadas, los momentos son propicios para despertarlos o para intentar una revolución como la de 1910, definitivamente no me gustaría ver despierto al México bárbaro, evolucionemos en el pensamiento y busquemos juntos soluciones, sin duda alguna la democracia como la vivimos deberá también evolucionar, la honestidad y honradez deben dejar de ser discurso para verse en el hogar, en el trabajo, en la escuela, en la iglesia y en el gobierno, esa es la evolución que se ha abandonado, la que ha consumido, el dinero y los intereses personales, ahora debemos comenzar la lucha de pensamiento por una nueva Re evolución Mexicana, ¡claro que sí se puede!, sufragio consciente, no reelección, ¡volvamos a ser humanos.!

You must be logged in to post a comment Login