Ser árbitro, ¿implica sacrificio?

Por: Alan Hernández

Un árbitro central y un juez asistente en la Liga MX ganan 38 mil pesos (1.974,65 dolares) y 24 mil pesos (1.247,15 dolares) de manera respectiva, por partido, lo cual a muchos de ellos les hacen tener ingresos hasta por medio millón de pesos durante un torneo.

Si son silbantes que tienen mucha actividad pueden pitar durante cuatro jornadas consecutivas en un mes, lo cual eleva por completo sus ingresos, ya que estos podrían llegar a 182 mil pesos.

Durante las nueve fechas que se han disputado del Torneo Clausura 2017 de la Liga MX, Marco Antonio Ortiz es el silbante que más partidos ha tenido con ocho, es decir, ha percibido 304 mil pesos solo por pitar, aunado a los 60 mil de sueldo correspondiente a los meses de enero y febrero.

Con la Liga Profesional Femenina, el arbitraje de ellas ha tenido un mayor campo de acción. Antes estaban a la espera de que se les diera una oportunidad para dirigir partidos masculinos, ahora son las dueñas de la justicia en la Liga de las chicas.

Carlos Betancur, quien fue árbitro Fifa asegura que es muy difícil reclutar nuevos árbitros, porque ¿quién va querer que le insulten la madre partido a partido? por eso es muy difícil que los colegios cobren inscripción. “Por lo general quienes les interesa es porque de verdad se apasionan por el tema y no tienen ningún interés económico”, explica.

You must be logged in to post a comment Login